Cómo no ilusionarse

Por Darío Casella el 12-03-2018 00:03

Independiente pasó por arriba a Argentinos Junior y sigue en los puestos de vanguardia de la Superliga. Fue 2 a 1 en el Libertadores de América con goles de Gigliotti y Meza. Barrios descontó para la visita.

$if->archivo

Domingo, Sanchez Miño y Gigliotti festejando el primero del Rojo

  • Fotos

El `Rojo` sigue al acecho. Sumó su tercer triunfo en fila y sigue cada vez más afirmado en los primeros lugares. Y no gana de casualidad. Las victorias las trabaja, a base de buen juego y aprovechándose del gran momento de sus líderes futbolísticos.

Independiente tuvo en el partido frente a Argentinos la intensidad de siempre. Controló el juego con la pelota dominada y saliendo desde el fondo como este equipo sabe. Y claro, sabiendo asociarse. Así llegó el primero. De derecha a izquierda, Benitez para Sánchez Miño. Sánchez Miño al medio para Gigliotti, y el `Puma` de espaldas dominó, giró y metió un derechazo al ángulo. La presión alta también fue uno de los factores fundamentales. De esa forma llegó el segundo. Mientras el arquero del `Bicho` quiso salir jugando, Fernández presionó, recuperó y la metió al medio para que Meza empuje con el arco vacío. 2 a 0 y a descansar.

Lejos de ser necio, la visita tuvo sus chances. Todas por errores propios más que por mérito ajeno. Pero en todas sus ocasiones se encontraron con la figura indiscutible de Campaña.

En la segunda etapa, Independiente manejó los tiempos como quiso. Se mantuvo sereno, con la tranquilidad que le daba la ventaja. Pero le cedió terreno a Argentinos que no lo supo aprovechar. Como en la primera mitad. Todas las jugadas de ataque del equipo de Berti, se dieron por el exceso de confianza en la salida de los de Holan. Así llegó el descuento. Centro desde la izquierda de la defensa local y cabezazo perfecto de Barrios.

Así y todo el Rojo pudo mantener la calma para ganar un partido, que a priori, era difícil. Pero este equipo lo hace todo fácil. Cómo no ilusionarse.